Que ver en Salzburgo

Salzburgo es una ciudad encantadora ideal para ser visitada en uno o dos días. La mayoría de los visitantes llegan desde Múnich, pese a estar al otro lado de la frontera con Alemania, sólo se tarda una hora y media en tren. Salzburgo es famosa, sobre todo, por ser el lugar de nacimiento de un genio de la música: Mozart. Además, es una ciudad tan encantadora teñida de blanco en invierno como en un agradable día de verano. Recopilamos las 12 cosas imprescindibles que ver en Salzburgo.

Consejo

Salzburgo es una de las pocas ciudades en las que vale la pena comprar una tarjeta turística que incluye las principales atracciones: la Salzburg Card.

Al ser una ciudad pequeña, se pueden visitar fácilmente los lugares necesarios para amortizarla.

Consulta los lugares incluidos.

12 COSAS QUE VER EN SALZBURGO

1. Fortaleza de Hohensalzburg

Esta fortaleza es la mejor conservada de Europa pese a estar construida nada más y nada menos que en el año 1077. Al estar en una de las colinas de la ciudad, al subir andando se tienen buenas vistas, pero para nuestro gusto no las mejores. Aún así, es un bonito paseo, especialmente si estáis interesados en entrar a la fortaleza y descubrir algunas de sus salas originales y objetos de la época. Si no quieres subir andando, hay un funicular que incluye la entrada por 11€.

2. Kapuzinerberg

Al otro lado del río está esta colina coronada por un antiguo convento de monjes capuchinos. Lo mejor sin duda son las vistas, aunque la subida es muy empinada y no hay alternativa a subir a pie, el panorama desde arriba merece muchísimo la pena. Nosotros subimos al anochecer y la vista era espectacular: el río, la catedral y todo el casco historico iluminado.

que ver en Salzburgo
El atardecer más bonito que ver en Salzburgo

3. Mönchsberg

Acabamos el capítulo de miradores con Mönchsberg. Tiene seguramente las vistas más características de la ciudad, con la fortaleza de fondo. Los amantes de “Sonrisas y Lágrimas” tienen que subir ya que allí se rodaron escenas de la película. Para llegar a lo alto de la colina hay un ascensor bastante moderno que vale 3,50€ y deja justo en el Museo de Arte Moderno Mönschberg. Si tenéis tiempo, recomendamos subir andando para disfrutar de las vistas tranquilamente durante la subida.

4. Casco histórico

Las calles del centro son algo imprescindible que ver en Salzburgo. Sus edificios antiguos pero bien conservados con carteles de hierro forjado tienen un encanto especial. Vale la pena dedicar unas horas a recorrer todo el centro a pie, está lleno de tiendas muy bonitas (y caras) y también lugares históricos como la casa natal de Mozart.

que ver en Salzburgo
Las calles comerciales de Salzburgo son así de bonitas

5. Makartsteg

Para cruzar de un lado a otro de la ciudad hay que atravesar el río. Hay varios puentes, pero el más céntrico y romántico es Makartsteg. El equivalente de Salzburgo del Pont des Arts de París, está repleto de candados de enamorados que le dan color. Pero lo mejor son sus vistas a uno y otro lado del río Salzach, una ubicación ideal para sacar bonitas fotos de la ciudad.

6. Casa natal de Mozart

Si por algo se conoce Salzburgo es por ser la ciudad natal de Mozart, por eso la casa-museo dedicada a sus primeros años de vida es una de las atracciones más visitadas de la ciudad. El museo da mucha información sobre su vida y hay réplicas de partituras y cartas de la época, así como sus primeros instrumentos. Además de la casa donde nació, vivió en otro immueblo de Salzburgo y también se puede visitar. Si te interesa la figura de Mozart, hay una entrada combinada que te permite ver las dos casas por un buen precio.

Horario

  • 9h– 17:30h
  • Julio y agosto: 8.30h – 19h

Precios

  • Adulto: 10€ (combinado 17€)
  • Estudiantes y jubilados: 8,50€ (combinado 14€)
  • Niños de 6 a 14 años: 3.50€ (combinado 5€)
  • Familiar (2 adultos y 2 niños): 21€ (combinado 36€)

7. Palacio de Mirabell

Este palacio está en pleno centro de Salzburgo y destaca por sus bonitos jardines. Sólo se pueden visitar un par de salas porque la resta se han reconvertido en oficinas, pero lo que realmente vale la pena es pasear por su exterior. Incluso en pleno invierno con las flores medio marchitas, el ambiente era precioso. Aunque no son unos jardines enormes, en verano tienen que estar preciosos.

que ver en Salzburgo
Este céntrico palacio es algo imprescindible que ver en Salzburgo incluso en un día de niebla y frío

8. Petersfriedhof

Este cementerio está de camino al volver de la fortaleza, así que no hay excusa para saltárselo. Es un recinto pequeño pero con tumbas muy bonitas y pintorescas, de manera que parece más un jardín que un cementerio. Es otro de los puntos de Salzburgo que se hizo famoso después de la película “Sonrisas y Lágrimas”.

9. Catedral de Salzburgo

La catedral barroca es algo que hay que ver en Salzburgo. Aunque no es muy grande, tiene una decoración que deja con la boca abierta. Lo más impresionante son la parte interior de la cúpula y sus órganos, uno de los cuales tocó Mozart.  Además, la entrada es gratis y está en el centro histórico,  así que hay que entrar. En la plaza de al lado de la catedral hay una fuente hecha famosa por el cine: la Fontana della Residenza.

que ver en Salzburgo
La cúpula de la catedral también se tiene que ver por dentro

10. Alter Markt

En la Plaza de la Universidad está este mercado típico de todo el centro de Europa. Hay puestos de artesanías, juguetes para niños y no puede faltar la comida tradicional.  Los precios están bastante bien comparados con cualquier otro sitio de Salzburgo, así que anímate a probar uno de los diferentes bretzls que hay. También venden embutidos con muuuy buena pinta y el ambiente es genial, con pequeñas mesitas donde comer rápido.

11. Palacio de Hellbrunn

Si pasas más de un día en la ciudad, este es un lugar imprescindible que ver en Salzburgo. Está un poco alejado del centro, pero se llega con el bus 25. Es un lugar precioso para pasear, hacer un picnic con la familia o pasar un tarde con amigos. Es recomendable sobre todo si vas con niños, ya que hay una zona de juegos para niños chulísima con una tirolina y todo. El ambiente es muy especial en este gran parque encargado en el renacimiento con fuentes, grutas y esculturas referentes a la mitología. Verás que los surtidores de agua tienen sorpresas y saltan cuando menos lo esperas porque el arzobispo que mando construirlas quería hacer bromas a sus invitados.

12. Stiegl-Brauwelt

Para los amantes de la cerveza que visiten Salzburgo, esta fábrica-museo es una parada imprescindible. Se trata de un recorrido muy ilustrativo sobre el proceso de fabricación de la cerveza. Con la entrada incluyen 3 consumiciones de prueba de cervezas distintas elaboradas en Stiegl y un paquete de galletitas de cerveza. Además, también tienen una zona de restaurante y, pese a estar alejado del centro, es un buen lugar para comer y beber como un rey por mucho menos que en la zona turística.

Ubicación de los imprescindibles que ver en Salzburgo